Estrategias, modelos, herramientas de gestión y otra información necesaria para saber ¿cómo gestionar una empresa?

El desarrollo del mercado, los continuos cambios en el entorno, un gran aumento de la competitividad, exigen a los gerentes de empresas disponer de una herramienta, que les permita monitorear y evaluar la estrategia realizada para que sean eficaces y eficientes en el servicio ofrecido.

 Tal como demuestra mi práctica y mi experiencia profesional una de las debilidades de muchas empresas, en cuanto a la gestión empresarial, consiste en la falta de monitorización y evaluación de la estrategia realizada. Por lo general, las empresas no elaboran ningún sistema interno para monitorear y evaluar los progresos en la implementación de su estrategia y el nivel de consecución de los objetivos estratégicos fijados. No recogen, ni interpretan datos sobre la realización de su estrategia, por lo que no pueden corregir en tiempo real sus actividades en caso de irregularidades. Según mi opinión, una solución práctica a este problema, puede ser el Cuadro de Mando Integral (ang. Balanced Scorecard, BSC), que representa un conjunto de medidas que definen tanto los objetivos estratégicos a largo plazo, como los mecanismos para alcanzarlos; incluye factores claves de éxito e indicadores de los resultados deseados así como los procesos que impulsarán los mismos para cumplir con la misión y lograr la visión de la organización.

Para la Gerencia de la empresa la creación de una base para monitorear y evaluar la estrategia realizada, justifica suficientemente la necesidad de considerar la elaboración del Cuadro de Mando Integral, cuyo diseño, como elemento central de monitorización y evaluación de la estrategia realizada, permite traducir la estrategia que la empresa ha diseñado para alcanzar la visión y misión, en un conjunto completo de medidas de desempeño. El seguimiento de estas medidas de desempeño informa a la Gerencia sobre cómo la empresa avanza hacia el logro de sus objetivos estratégicos y, por consiguiente, cómo de cerca está de alcanzar su visión y misión.

Algunas otras de las ventajas que derivan de la implantación de un Cuadro de Mando Integral en una empresa son:

  • Disponer de una herramienta muy eficaz para para supervisar, evaluar y monitorizar la estrategia de desarrollo de empresa realizada que permita tomar decisiones de manera ágil.
  • Planificar el desarrollo de la empresa en el horizonte del medio y largo plazo.
  • Definir objetivos estratégicos, operativos y tácticos, sus indicadores y valores planificados, como también los métodos de consecución de dichos valores.
  • Disponer de una herramienta de gestión que permite conocer en cada momento si la empresa alcanza sus objetivos fijados o no.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: